Retrato de insomnio. ©Golucho. 2006
 
 
Somos huéspedes en la casa del mundo
(Antjie Krog)
 
 
Somos el USB que carga las memorias de los viejos
Somos los viejos que añoran el tiempo de la rueda
Somos la rueda, harta de ser violada por el látigo
Somos el látigo de las putrefactas sangres negras
Somos los negros, la suite en oferta para las moscas de la fruta
Somos la fruta del último bodegón vomitable
Somos el vómito de una polis anoréxica
Somos la anorexia del cerebro de los Reyes
Somos los reyes de las crudas vacas muertas
Somos las muertas del desierto de Sonora
Somos Sonora, madre que no encuentra a la hija
Somos la hija sin nombre y con cruz
Somos la cruz desvirgada por los fieles
Somos los fieles de Sanchopanza y sus orgías
Somos la orgía de la eterna palabra hueca
Somos los huecos que ya no cubre la luz
Somos la luz que devora a los ciegos
Somos los ciegos, lázaros de los preclaros
Somos los preclaros, sin subtítulos ni rostros
Somos los rostros
de los futuros viejos locos.
 
 
Anuncios